Rocky

Sexo: Macho

Raza: Bodeguero

Edad aproximada: 4 años

Tamaño: Mediano

Tres son las veces que Rocky ha sido abandonado en la perrera. Tres son las veces que ha tenido que pasar el dolor de ver a su familia irse, de tirar de la correa tras ellos y acabar finalmente en una jaula. Tres veces ha escuchado “es que nos mudamos”, “es que nos han regalado un perrito de raza”, “es que tiene muchas ganas de jugar”, “es que se hace pipí”... tres son las veces que ha tenido que reponerse y solo Dios sabe de dónde saca este pequeño esa fuerza y alegría, esas ganas de vivir. A pesar de la decepción, a pesar de tantos y tantos meses encerrado en una jaula.

Es un bodeguerito pequeño y juguetón, dispuesto a contagiar a cualquiera con su sonrisa. Es activo y le encanta interactuar con los voluntarios, siempre a la espera de cualquier señal que lo provoque para jugar y empezar a correr mirando hacia atrás animando a cualquiera a perseguirlo.

Es muy sociable con otros perros, convive con un alto número de machos y hembras aunque claro, tienen que soportar su nivel de energía. No es ansioso, sólo que tiene muchas ganas de vivir y de jugar. No interactúa mucho con los perros porque la verdad es que prefiere a los voluntarios.

Es muy cariñoso y disfruta muchísimo las caricias y cualquier tipo de manipulación, sobre todo cuando te sientas en el suelo que viene y se sienta sobre ti, y se queda tranquilito y relajado observando.

Pasea muy bien con la correa, aunque es curioso y siempre va con ganas de descubrir nuevos olores y hacer amigos. Así que si se despista, solo hace falta corregirlo.

Es perfectísimo para una familia que busque un perrito de tamaño pequeño, amoroso y juguetón. Con el que poder ir a correr, a explorar y a jugar. Un perfecto compañero.

Él solo te pedirá que no sean cuatro las veces que vea a su familia alejarse sin él.

 

Si quieres saber más sobre él, escribe a

moduloc@protectoramalaga.com