Beethoven

Sexo: Macho

Raza: Mestizo

Edad aproximada: 5 años

Tamaño: Grande

Todo aquel que hayáis conocido a Beethoven, el gran San Bernardo y sus famosas películas, recordará como esa gran bola de pelo disfrutaba de miles de aventuras, junto a una familia y vivía en una espléndida casa, donde todos le querían y apreciaban su compañía, como fiel perro que era. Pues la historia de nuestro Beethoven, no se asemeja en nada a la que todos conocéis.

Nuestro Beethoven no tiene una familia que le quiera, no tiene una magnífica casa en la que pasar su vida, no sabemos si ni tendrá recuerdos de la que sería su familia, o si alguna vez fue querido, pero lo que si sabemos que tiene, es el recuerdo de ser metido en una fría y oscura jaula, viendo a su familia como se aleja sin mirar atrás y sin un ápice de remordimiento por dejar ahí a un perro que, a pesar de su tamaño, es un perro 10. Pero no te preocupes Beethoven, que nosotros lucharemos porque algún día, tu vida llegue a ser tan buena o mejor que la del famoso San Bernardo.

Este grandullón, con esos pelillos tan graciosos que le dan un aspecto particular, tiene un corazón que no le cabe en el pecho. Es un perro ultra bueno y respetuoso con las personas, a las que trata con delicadeza y siempre mira con esa cara cómplice como si estuviera diciéndote: ¿Qué puedo hacer por ti?; A pesar de su tamaño, es un perro de carácter tranquilo, que tiene un saber estar bastante bueno y que se relaciona con todas las personas de manera muy correcta, respetando siempre tu espacio y no saltando sobre ti.

Un ejemplo de ello puede verse en le manejo de Beethoven con la correa y en la forma en la que camina, haciéndolo junto a ti, sin pegar tirones, caminando de forma pausada y adaptándose a tu ritmo e ignorando los estímulos que pueda encontrarse por el camino, y si por casualidad se adelanta un poco, con una pequeña corrección vuelve a tu lado sin rechistar.

En cuanto a su carácter con otros perros, es un perro que se muestra curioso pero cauto, sin buscar peleas y que una vez que conoce a los nuevos amigos, tiende a adoptar una actitud pasiva, yendo a su bola, sin molestar a nadie. Con hembras se lleva bien, actualmente convive con una, y pensamos que con machos tampoco tiene ningún problema, o al menos en los paseos camina junto a ellos sin problema alguno, por lo que pensamos que con machos sociables y que no les gusten las peleas, puede encajar perfectamente.

Con gatos, su relación es similar a la que muestra con los perros. Inicialmente es curioso, pero no invasivo y termina ignorándolos. Al inicio puede ladrar un poco ya que un gato es una novedad que no conoce mucho, pero a los 3 segundo de estar con ellos, se relaja y se relaciona perfectamente con ellos, oliéndolos con curiosidad y una vez que lo hace, les da su espacio.

Como podéis ver, poco le falta a nuestro pequeño para ser igual de ejemplar que el famoso Beethoven. Lo único que le falta para poder ser igualito que él, es una familia y el calor de un hogar, ¿Se lo proporcionas tú? Si eres esa familia que quiere hacer de la historia de Beethoven, una historia real, escríbenos a:

modulob@protectoramalaga.com