Nena

Sexo: Hembra

Raza: Mestizo

Edad aproximada: 1 años

Tamaño: Grande

Ref: 19209

n año solo señores. Un año de vida es lo que tiene este animal y no os podéis imaginar en las condiciones psicológicas y emocionales en las que vino. Cómo es posible que un animal, el cual ha tenido una “familia”, en lo poco que lleva vivido, le haya generado tanto trauma a niveles inimaginables para tratarse de un animal que ha tenido un “hogar”.

Cuando llegó a nosotros, Nena tenia un pavor atroz al ser humano, incluso a su propio dueño, lo que nos puede hacer una idea de la clase de “buena vida” que le habrá dado. ¿Cómo puedes generar en tu propia mascota tal terror hacia las personas y tu propio ser y que no se te caiga la cara de vergüenza? Y después tendréis la desfachatez de decir que queréis a vuestras mascotas.

Fueron inicios difíciles, ya que Nena tenía mucho miedo y cuando intentábamos interactuar con ella, nos gruñía y se arrinconaba contra la esquina de su caseta, en busca de un refugio donde sentirse segura y poder salir de esa pesadilla. Por suerte, a diferencia de su dueño, nosotros no tiramos la toalla, ya que sabíamos que esos gruñidos que inicialmente Nena nos mostraba no eran gruñidos de agresividad, sino llamadas de auxilio, pidiendo ayuda, para que la ayudásemos a superar todo y poder comenzar una nueva vida, una vida en la que Nena, sería una perra totalmente normal. Y así fue.

Tras muchísimo trabajo diario para ganarnos su confianza, llegó el día en que Nena rompió esa barrera psicológica que tenía hacia el ser humano y ahora es una Nena totalmente nueva. Nena vuelve a sonreír y no podéis imaginar cómo ha cambiado la expresión de su cara, en la que puedes ver felicidad y paz, cosa que antes no era así y solo había tristeza, desconfianza, inseguridad y miedo.

Ahora Nena es una perra que rebosa alegría y felicidad y a la que le encantan los mimos y las caricias. Es una perrita alegre que, a pesar de la juventud que tiene, no es una perra muy activa y ella prefiere dar paseos y tener sus ratos de juego. Es una perra muy sociable que se lleva muy bien con todos, aunque si es cierto que, al inicio, le cuesta un poco más confiar en los hombres, aunque no con todos se muestra un poco insegura. Esto seguramente se deba a que fue un hombre, quien la trato mal, y por ello a veces tarda un poco más en relacionarse con ellos. Pero no es un problema del que preocuparse, ya que es cuestión de conocerla e interactuar con ella un par de veces y Nena te abrirá su corazón.

Como era de espera de este inocente ángel, Nena se lleva bien con todos los de su especie. Da igual que sean altos, bajos, viejos, jóvenes, machos, hembras, etc.; Nena se llevará bien con los miembros de tu manada e incluso estamos seguros de que el estar con una familia que tenga más perros le vendrá muy bien para que estos la guíen en su nueva vida y le enseñen todo lo necesario.

Para Nena no buscamos una familia en particular, ya que sabemos que ella encajará perfectamente en cualquiera de ellas. Lo que solo pedimos, es que entiendan que es un animal que ha sufrido mucho, del cual poco sabemos cuál habrá sido su vida anterior y qué conoce o qué no de esta vida, por lo que tiene que ser una familia que la ame y la quiera, que le enseñen lo que es formar parte de una familia y el calor de un hogar, y a descubrir todo ese mundo, que hasta ahora Nena no ha conocido.

Si quieres conocer a la nueva Nena y darle la oportunidad que ella se merece, escríbenos a:

modulob@protectoramalaga.com