Pacham

Sexo: Macho

Raza: Mestizo

Edad aproximada: 4 años

Tamaño: Grande

Pacham es un número más. Otro de esos perros abandonados a su suerte en la perrera, cuya vida depende de si las personas que trabajan en ella consideran que eres adoptable o no, y si no lo eres, todos sabemos su trágico final. Por suerte, Pacham fue rescatado antes de que llegase su día y se encuentra con nosotros en busca de una segunda oportunidad.

Pacham es un perro muy alegre, con esas orejas grandes y caídas que le dan un aspecto muy simpático y peculiar. Es un perro juguetón, de una energía media, al que le encanta pasar ratos con los voluntarios y vivir momentos divertidos y de caricias. Es un perro que disfruta cada segundo que pasa con el ser humano y con sus ratos de juego, por lo que, si eres de esas familias a las que le gusta la compañía de un compañero fiel, Pacham cumplirá todas esas expectativas.

En cuanto al paseo, es cierto que Pacham sabe pasear muy bien con la correa, pero a veces, cuando hay otros perros delante, se siente intimidado e inseguro y a lo mejor les ladra, pero con una simple corrección él para e ignora al otro animal.

En cuanto a su relación con otros perros, Pacham es un poco especial, ya que es un perro que prefiere tener pocos amigos y prefiere las hembras, pero eso sí, con aquellas con los que congenia se lleva de maravilla y tiene un vínculo inseparable. Actualmente está conviviendo con su compañera Bamba, una amiga que él tenía cuando estaba en la perrera. Debido a que Pacham se sentía muy solo, decidimos rescatarla a ella también de la perrera y cuando la vio aparecer en patio, la emoción de alegría le invadió al poder volver a reencontrarse con su mejor amiga. Es un perro que, como se ha dicho, cuando se hace amigo de otro se convierte en su fiel compañero, aunque es cierto que Pacham es algo selectivo en eso. Pensamos que puede ser algo derivado de su miedo, ya que cada perro, al igual que las personas, tenemos nuestra propia energía y forma de ser y, a veces, puede que no nos guste la energía que nos trasmite la otra persona, y es lo que le pasa a Pacham. No obstante, también pensamos que estas peculiaridades pueden solventarse fácilmente con un poco de educación o con ayuda de un profesional.

Para Pacham buscamos una familia con la que él pueda vivir una vida en paz y llena de amor, con la que pueda disfrutar de actividades y la cual solo tenga ojos para Pacham. Si encima fuera una familia para la que la educación de su mascota es primordial, sería mucho mejor, ya que, como se ha dicho, aunque Pacham tiene amigas, tiene que aprender a abrir ese círculo de amistad y a entender que, porque no le guste un perro, eso no quiere decir que este le vaya a hacer nada malo.

Si estás interesado en conocer al mimoso de Pacham, escríbenos a:

modulob@protectoramalaga.com