TIGUER

Sexo: Macho

Raza: COMÚN EUROPEO

Edad aproximada: 3 años

Tamaño: Mediano

Ref: PATIO 2

NOMBRE: TIGUER SEXO: MACHO EDAD: 01-0-2017 RAZA/MANTO: COMÚN/RUBIO Y BLANCO TESTS: NEGATIVOS CASTRADO: SÍ FECHA DE ENTRADA: 08-11-2019

 

HISTORIA: Nuestro Tiguer ha sufrido ya dos abandonos. La primera vez vio cómo su vida cambió trágicamente de un día para otro. Lo trajo su dueña, una señora mayor, diciendo que se iba a vivir con su hijo y que él no quería animales en casa. La solución más rápida que se le ocurrió, y la más trágica para Tiguer, fue abandonarlo en la Protectora. La vida de este gato desgraciadamente cambió por completo desde ese momento. Desde que era un bebé vivió con su dueña, en el calor de su hogar...y de la noche a la mañana se encontró en un lugar desconocido, frío, sin su familia, sin entender qué le estaba pasando, sufriendo una situación trágica e injusta que no se merecía y que jamás hubiera imaginado vivir. Estaba muy triste en el patio cuando una pareja se fijó en él y lo adoptó, todos pensamos en ese momento que por fin la suerte de Tiguer había cambiado a mejor y que tenía su familia definitiva. Pero desgraciadamente para él no fue así, la pareja al cabo de un mes nos dijo que lo devolvían, que Tiguer tenía momentos de agresividad, y no atendió a nuestros consejos para averiguar el porqué de esos cambios de humor y buscar una solución, no quisieron escucharnos ni esforzarse por saber qué le estaba pasando, demostrando que no le querían ayudar ni sentían amor por él. Así que Tiguer vuelve a sufrir el desprecio y el abandono por segunda vez, algo que seguro le está siendo muy doloroso, el ser abandonado por su segunda familia y verse otra vez en un patio echando de menos el calor de un hogar. CARÁCTER: Nuestro Tiguer es un precioso gato que, tras este segundo abandono, la tristeza se ha apoderado de su mirada. Suele estar dentro en la habitación, acostado en una camita. Pero cuando nos escucha llegar se asoma a la puerta, esperando que nos acerquemos a él y le acariciemos, y ya no quiere separarse de nosotros. El verse otra vez en la Protectora, donde no pensaba que iba a volver, le está desanimando muchísimo, lo vemos en su cara, en sus ojos tristes, y que la cercanía de otros gatos la tolera peor que antes. Y cuando nos preparamos para irnos se va a la puerta esperando que lo llevemos con nosotros. La verdad es que nos parte el alma ver lo mal que lo está pasando y lo poco que ha sido querido por los que él consideró su familia. Esperemos que su vida cambie a mejor de forma definitiva. Esun gato con mucho carácter con otros gatos y que necesita una familia amante delos gatos que entienda su carácter y le tengan paciancia y mucho amor